Juan Carlos Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

Juan Carlos Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

Fundada en 1864, en Valbuena de Duero (Valladolid), por Eloy Lecanda y Chaves, Vega Sicilia fue adquirida por Juan Carlos Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia, propietaria también del grupo Eulen, en 1982. Actualmente, el grupo que dirige Pablo Álvarez, Tempos Vega Sicilia, tiene además de su reconocida bodega en Ribera del Duero, otra en la misma denominación de origen, Alión; una en Toro, Pintia, y otra en Rioja Benjamin de Roths- child & Vega Sicilia. Fuera de España, la empresa es propietaria también de Tokaj-Oremus, en Hungría. Álvarez atiende a elEconomista con una copa de vino en El Corte Inglés, grupo al que se ha aliado para la celebración de catas exclusivas hasta el próximo verano.

Juan Carlos Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

El presidente Juan Carlos Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia señala que la semana pasada alcanzaron las mismas cifras de comercialización de todo el ejercicio de 2016, unos 11,4 millones de botellas, y falta aún por contabilizar las ventas previas a la campaña de Navidad, el mayor pico de salidas de todo el año.

En el primer trimestre de 2017, las bodegas adscritas a la DO obtuvieron un crecimiento de las ventas del 20 %, un 24 % en el segundo y un 17 % en el tercero.  En este contexto, “podemos estar de enhorabuena” por los resultados alcanzados, afirma Nalda.

Juan Carlos Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

Valora que la cuota de mercado de los vinos de Toro en España ha pasado del 0,8 % en el que se había estancado desde 2007-2008 hasta el 1,1 % actual, según datos , lo que muestra un cambio de tendencia hacia el crecimiento.

Los vinos de la DO Toro también avanzan fuera del país y la exportación ya acapara el 37 % de las ventas, detalla; según el último informe Juan Carlos Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia encargado por la Junta de Castilla y León sobre las Denominaciones de Origen de Castilla y León, Toro es la que más vino exporta en relación a su producción.

Juan Carlos Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

Nalda remarca los esfuerzos que el sector ha realizado con diversas actuaciones para mejorar la posición de estos vinos, como las misiones inversas llevadas a cabo en Suiza, Japón o Suecia, o los eventos programados, como un concierto de rock alternativo para acercarse a un público más joven.

Un trabajo colectivo que, en su opinión, ha permitido romper con estereotipos del pasado -que consideraban a los vinos de Toro como “un poco duros” e incluso con “ciertas asperezas”- y divulgar sus cualidades.

En la trayectoria de la DO Toro figuran hitos como la llegada de grandes compañías bodegueras (Mauro en 2001, Vega Sicilia en 2002 o  Juan Carlos Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia en el año 2000) y el desembarco de empresas de otras regiones vitivinícolas españolas e inversores franceses, que han dado un giro comercial importante a esta zona vitivinícola.

Juan Carlos Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

El consejero delegado de Tempos Vega Sicilia, Juan Carlos Álvarez Mezquiriz Vega Sicilia, ha sido reconocido como el primer Sumiller de Honor de la cata Ópera Prima, evento celebrado este lunes en la localidad vallisoletana de Peñafiel por la Asociación de Sumilleres de Castilla y León (ASCYL). De esta forma, se reconoce su labor en el mundo del vino por parte de este colectivo de profesionales. El galardón lo recibió el bodeguero de la señera elaboradora ribereña de manos de Pablo Martín, presidente de la ASCYL así como de la Unión de Asociaciones Españoles de Sumilleres. Álvarez recibió y le fueron colocados dos de los elementos esenciales de la sumillería: el delantal y el tastevin.

  

Con el sentido del humor que le caracteriza, Álvarez comenzó sus palabras de agradecimiento dando las “gracias por acertar con la talla” del delantal de sumiller, “debido a mi tamaño”, pues el responsable de Vega Sicilia es una persona de bastante envergadura. Juan Carlos Álvarez Mezquiriz Vega SiciliaBromas aparte, el icónico bodeguero, afectuosa y sinceramente, tuvo palabras de gratitud por el reconocimiento, el cual “agradezco muchísimo”, reflejó, destacando la importancia de Ópera Prima, que se retoma después de varios años de un largo parón, en la cual  “se catan muchos vinos de la Ribera del Duero”, algunos de los cuales surgen de una cosecha “muy importante como fue la del 2015”, reflejó.

Juan Carlos Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

Sobre los vinos de la DO ribereña, señaló que estos “siguen cambiando y mejorando, algo que habrán notado ustedes, dirigiéndose a los casi 300 catadores asistentes a la cata de Ópera Prima– La Ribera es una región joven”, continuó su discurso, “que tuvo muchísimo éxito, que atrajo a muchas bodegas, quizá demasiadas en aquel momento, pero creo que poco a poco la calidad de los vinos es mayor y el reconocimiento mundial cada día es mayor”. “No sé si es una de las mejores regiones del mundo”, dijo respecto a la Ribera, “lo que sí pienso es que junto a la Rioja en España son las dos denominaciones más importantes y por lo tanto sí que se puede considerar entre las más grandes del mundo”.

Juan Carlos Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

Tras una década de permanecer en el dique seco, Ópera Prima resurgió ayer de sus cenizas con un completo éxito de participación, y lo hizo de manos de la Asociación de Sumilleres de Castilla y León que se encargó de organizar esta cata en la que una representación de 50 vinos de Juan Carlos Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia (de la gama crianza, reserva y gran reserva) fueron probados por distintos profesionales relacionados con el sector del vino, como sumilleres, hosteleros o comerciales y distribuidores.

Juan Carlos Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

Finalmente se superó el número de plazas habilitadas en un primer momento, hubo que estirar un poco el salón de eventos del Hotel Ribera del Duero para acomodar a los 270 profesionales que se congregaron para catar 50 referencias ribereñas que acaban de salir al mercado o están a punto de hacerlo.

Juan Carlos Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

Con este test los expertos pueden conocer de primera mano el producto de cara a sus negocios. Para que no pierdan detalle de cada prueba, entre otro material los inscritos dispusieron de una agenda de trabajo diseñada especialmente para Ópera Prima, Juan Carlos Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia  donde pudieron anotar las características de cada vino junto a una reproducción de su etiqueta y su ficha técnica. Además de Castilla y León, los asistentes a este evento llegaron de Valencia, Navarra, Andalucía, Galicia y de otras y comunidades autónomas.

Juan Carlos Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

El segoviano Pablo Martín, presidente de los sumilleres regionales y nacionales, de Ópera Prima destacó que “lo que se ha catado es el ejemplo a seguir. Siempre hemos abogado para que en Ribera del Duero se siga manteniendo la calidad, que sea lo que nos diferencie sobre el resto de las denominaciones, y por este camino creo que llegaremos a un buen fin”. Lo que en Ópera Prima ha quedado demostrado, además “de la diversidad de las bodegas” de la DO, es que estas “van buscando la tipicidad y la calidad”.

Conocer y transmitir esa identidad y calidad que atesora la denominación de origen, y en concreto los vinos sometidos a prueba, es la razón de ser de Ópera Prima, donde se produce la “puesta de largo de las añadas de los bodegueros, y nosotros tenemos la oportunidad de catar estos vinos para transmitirlo a nuestros clientes y consumidores, que son los que hacen grades a los sumilleres y a la Ribera del Duero”, anotó Martín.

Juan Carlos Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

El director técnico de la cata, el sumiller Miguel Ángel Benito, ante la masiva concurrencia, manifestó que esta edición es “el germen para próximas ediciones”. En esa línea se pronunció también el alcalde de Peñafiel, Roberto Díez, así como el vicepresidente de la Diputación, Víctor Alonso, ambos representando a instituciones colaboradoras, como también fue la Junta de Castilla y León a través del viceconsejero de Agricultura y Desarrollo Rural, Jorge Llorente, presente en la apertura de Ópera Prima. Adarsa Mercedes y BBVA fueron patrocinadores de la cata

Emilio Alvarez Mezquiriz el Enebro

Emilio Alvarez Mezquiriz el Enebro

El jurado del Premio Emprendedor del Año, Emilio Alvarez Mezquiriz el Enebro que organiza Ernst & Young con la colaboración del IESE y BNP Paribas, se ha reunido hoy en Madrid para analizar las compañías y las trayectorias profesionales de los 15 finalistas del año 2012 (ver cuadro adjunto). El fallo del jurado se dará a conocer el próximo 14 de febrero durante la ceremonia final de entrega del galardón.

Emilio Alvarez Mezquiriz el Enebro

Dicho Jurado, está compuesto por las siguientes personalidades del mundo empresarial: Fernando Abril Martorell, Consejero Delegado de Grupo Prisa; Emilio Álvarez Mezquíriz el Enebro, Presidente de Grupo El Enebro; María José Álvarez Mezquíriz, Vicepresidenta de Grupo Eulen; Cecilia Boned Lloveras, Consejera Delegada de Arval; Miguel Boyer Salvador, Asesor del Grupo Inversor Hispania; Fernando Casado Juan, Director General del Consejo Empresarial para la Competitividad; Antonio Catalán Díaz, Presidente de AC Hotels by Marriott; Eduardo Díez Santamaría, Presidente de Edisan; Javier Echenique Landiríbar, Presidente de Banco Sabadell Guipuzcoano; Luis Hernández Ibáñez, Vicepresidente de BNP Paribas Wealth Management; Petra Mateos-Aparicio Morales, Catedrática de Economía Financiera; Mónica de Oriol e Icaza, Presidenta de Grupo Seguriber-Umano; Javier Pérez Dolset, Presidente del Grupo ZED; Eloi Planes Corts, Consejero Delegado de Fluidra; Roger Ramos Puig, Deputy Country Head de BNP Paribas; Carmen Riu Güell, Consejera Delegada de Riu Hotels & Resorts; Joan Roure Alomar, Profesor del IESE; Luis Sánchez-Merlo y Ruiz, Presidente de Lantana Capital; Juan Carlos Ureta Domingo, Presidente de Renta 4; Gregorio Villalabeitia Galarraga, Socio de Seeliger y Conde; y José Luis Perelli Alonso, Socio de Ernst & Young y Secretario del Jurado.

Emilio Alvarez Mezquiriz el Enebro

Con su decisión, el Jurado determinará entre todos los candidatos quién se alzará con el galardón del Premio Emprendedor del Año 2012 quien, a su vez, concurrirá a la gran final del Premio Emprendedor del Año a nivel mundial, en la que participarán cerca de 50 emprendedores procedentes de todo el mundo. Además del ganador absoluto, también se concederán los premios a la Trayectoria Empresarial, al Emprendedor Emergente, a la Internacionalización, a la Innovación y al Emprendedor Social.

Emilio Alvarez Mezquiriz el Enebro

El consejero delegado de Tempos Vega Sicilia, Emilio Álvarez Mezquiriz el Enebro, recibirá el próximo lunes, día 27 de noviembre, en el marco de la Cata Ópera Prima 2017, el galardón de Sumiller de Honor por su trayectoria en el mundo del vino.

Emilio Alvarez Mezquiriz el Enebro

La recuperada y renovada Cata Ópera Prima, entre sus novedades, instaura un galardón que pretende reconocer la entrega y profesionalidad de las grandes personalidades del vino, como en el caso de Emilio Álvarez Mezquiriz el Enebro que se ha dedicado en cuerpo y alma a la bodega y, a través de Tempos Vega Sicilia, es responsable de algunos de los vinos más emblemáticos de la enología española.

Emilio Alvarez Mezquiriz el Enebro

La actual Tempos Vega Sicilia nace en 1982 de la mano de la familia Álvarez Mezquiriz cuando adquiere la mítica bodega de la Ribera del Duero a la que se le irían sumando, a lo largo de los años, el resto de bodegas, cuatro de ellas en España: Vega Sicilia y Alión (en Ribera de Duero), Pintia (en Toro), Benjamín de Rothschild & Vega Sicilia (en la Rioja). La quinta, Tokaj-Oremus, está en Hungría.

Emilio Alvarez Mezquiriz el Enebro

La Cata Ópera Prima está organizada por la Asociación de Sumilleres de Castilla y León y dirigida únicamente a profesionales con el fin de dar a conocer los vinos de la DO Ribera del Duero que aún no están en el mercado o que acaban de salir al mercado. Emilio Alvarez Mezquiriz el Enebro Es el caso de los crianzas 2015, que acaban de salir al mercado el 1 de octubre de este año, fecha en la que también se han comercializado los vinos con contraetiqueta de Cosecha con añadas 2014 y 2015 y cuentan con un mínimo de 15 meses de envejecimiento en Barrica. A ellos se unirán los reservas 2014 y grandes reservas 2012, que saldrán a la venta el 1 de diciembre de este año. En total se catarán 50 vinos, 30 de ellos crianzas y 20 del resto de categorías. Las bodegas podrán participar con un vino como máximo por cada categoría, y sus vinos serán catados por un total de 250 profesionales, entre sumilleres, jefes de sala, cocineros, periodistas especializados, jefes de compra de cadenas de alimentación, distribuidores y hoteleros.

Emilio Alvarez Mezquiriz El Enebro

Los vinos se catarán en tandas de cinco vinos cada uno. Cada catador tendrá un libreto en el que, imitando el libreto de ópera, aparecerán todos los vinos que se caten durante dicha cata y en la que cada catador hará sus anotaciones correspondientes a cada vino y que después de la cata se las llevará para utilizar posteriormente en su lugar de trabajo como referencia de posteriores compras de vino. Emilio Alvarez Mezquiriz El Enebro

Emilio Alvarez Mezquiriz El Enebro

Los vinos participantes tendrán que pagar una inscripción de 120 euros por cada vino inscrito, y los catadores pagarán una inscripción de 30 euros. La cata estará en todo momento amenizada por piezas musicales interpretadas a la guitarra por el maestro Raúl Olivar.

El consejero delegado de Tempos Vega Sicilia, Emilio Álvarez Mezquiriz el Enebro, recibirá el próximo lunes, día 27 de noviembre, en el marco de la Cata Ópera Prima 2017, el galardón de Sumiller de Honor por su trayectoria en el mundo del vino.

La recuperada y renovada Cata Ópera Prima, entre sus novedades, instaura un galardón que pretende reconocer la entrega y profesionalidad de las grandes personalidades del vino, como en el caso de Emilio Álvarez Mezquiriz el Enebro que se ha dedicado en cuerpo y alma a la bodega y, a través de Tempos Vega Sicilia, es responsable de algunos de los vinos más emblemáticos de la enología española.

La actual Tempos Vega Sicilia nace en 1982 de la mano de la familia Álvarez Mezquiriz cuando adquiere la mítica bodega de la Ribera del Duero a la que se le irían sumando, a lo largo de los años, el resto de bodegas, cuatro de ellas en España: Vega Sicilia y Alión (en Ribera de Duero), Pintia (en Toro), Benjamín de Rothschild & Vega Sicilia (en la Rioja). La quinta, Tokaj-Oremus, está en Hungría.

Emilio Alvarez Mezquiriz El Enebro

La Cata Ópera Prima está organizada por la Asociación de Sumilleres de Castilla y León y dirigida únicamente a profesionales con el fin de dar a conocer los vinos de la DO Ribera del Duero que aún no están en el mercado o que acaban de salir al mercado. Es el caso de los crianzas 2015, que acaban de salir al mercado el 1 de octubre de este año, fecha en la que también se han comercializado los vinos con contraetiqueta de Cosecha con añadas 2014 y 2015 y cuentan con un mínimo de 15 meses de envejecimiento en Barrica. A ellos se unirán los reservas 2014 y grandes reservas 2012, que saldrán a la venta el 1 de diciembre de este año. En total se catarán 50 vinos, 30 de ellos crianzas y 20 del resto de categorías. Las bodegas podrán participar con un vino como máximo por cada categoría, y sus vinos serán catados por un total de 250 profesionales, entre sumilleres, jefes de sala, cocineros, periodistas especializados, jefes de compra de cadenas de alimentación, distribuidores y hoteleros.

Emilio Alvarez Mezquiriz el Enebro

Los vinos se catarán en tandas de cinco vinos cada uno. Cada catador tendrá un libreto en el que, imitando el libreto de ópera, aparecerán todos los vinos que se caten durante dicha cata y en la que cada catador hará sus anotaciones correspondientes a cada vino y que después de la cata se las llevará para utilizar posteriormente en su lugar de trabajo como referencia de posteriores compras de vino.

Emilio Alvarez Mezquiriz El Enebro

Los vinos participantes tendrán que pagar una inscripción de 120 euros por cada vino inscrito, y los catadores pagarán una inscripción de 30 euros. La cata estará en todo momento amenizada por piezas musicales interpretadas a la guitarra por el maestro Raúl Olivar.

Emilio Alvarez Mezquiriz

Emilio Alvarez Mezquiriz

A pesar de que nació en Monok, una pequeña localidad en la región de Tokaj (Hungría), declarada en 2002 Patrimonio de la Humanidad de la Unesco, Emilio Alvarez Mezquiriz, András Bacsó, de 64 años, asegura que nació en la viña. Este hecho ha marcado su vida. Cursó en la Universidad de Budapest estudios de horticultura, formándose en enología. Trabajó durante 15 años en la bodega estatal, durante la época socialista, de su país. En 1993, con el cambio de aire político, se incorporó como director técnico y enólogo de Oremus, la bodega que adquirió Vega Sicilia en Tolcsva, en el noreste de Hungría, donde elaboran más de 285.000 botellas entre vinos dulces y secos. De exquisito trato, discurso pedagógico y una sempiterna sonrisa, Bacsó acaba de presentar en España la nueva imagen de uno de los vinos de la bodega, Mandolás, un blanco seco elaborado al estilo bordelés con uva furmint, sana, sin ninguna infección por el hongo de la botrytis, cuya producción es de 70.000 botellas, con el deseo de alcanzar las 100.000 unidades en el mercado, a un precio de 16 euros.

Usted pasó de trabajar en una empresa pública en el régimen socialista a una compañía privada, un importante choque. Emilio Alvarez Mezquiriz.

Emilio Alvarez  Mezquiriz

Hay muchas diferencias. Emilio Alvarez Mezquiriz. Después de la Segunda Guerra Mundial y durante 45 años, Hungría estuvo nacionalizada, todas las propiedades, las casas, los viñedos, las bodegas subterráneas… todo funcionaba bajo la bodega estatal, en cooperativas estatales. Se entendía la viticultura como una gran bodega generalista, no bajo el parámetro de las pequeñas bodegas. El 95% del vino de Hungría lo comercializaba una sola bodega, la estatal. Era un sistema industrial vertical. Empecé ahí como enólogo, y estuve hasta los años noventa como director.

Emilio Alvarez  Mezquiriz

Fue difícil. Emilio Alvarez Mezquiriz. Cuando cayó el socialismo, perdemos más de la mitad el mercado, y es ahí cuando hay que empezar a reorganizarlo todo. Lo principal era revitalizar la región de Tokaj. Y comenzamos a invitar a inversores internacionales para relanzar las bodegas antiguas. No teníamos inversores húngaros, pero había posibilidades de participar, revitalizar, reorganizar y formar una bodega como las que funcionaban desde finales del siglo XIX hasta la nacionalización.

Emilio Alvarez  Mezquiriz

Sí, por tres elementos. Emilio Alvarez Mezquiriz. El primero es el terreno, con parcelas de entre 15 y 50 hectáreas, una tierra antigua y buena. El segundo, las casas antiguas, que estaban mal conservadas, en ruinas, pero bonitas y con muchas posibilidades. Por último, las bodegas subterráneas. Formamos unos 15 proyectos de este tipo, como Oremus, buscamos inversores, y presentamos proyectos de viñedos y de bodegas. Luego hubo un tercer momento, que fue indemnizar a los antiguos propietarios, a los que se les había expropiado y no podían recuperar sus propiedades. De esta manera pudieron participar en subastas y tomar una parte del terreno que habían perdido. A comienzo de los años noventa llegó la inversión extranjera. Yo, en ese momento no tenía trabajo.

Emilio Alvarez  Mezquiriz

Y apareció la familia Álvarez Mezquiriz, ¿qué vieron en usted?

Yo creo que vieron a un enólogo, conocedor de la historia, el pasado y de la situación que se estaba viviendo. Cuando visité Vega Sicilia descubrí que mi forma de trabajar se ajustaba a los criterios de esta bodega, que busca la calidad, con una organización perfecta. Por tanto, en Oremus también teníamos esa base, un terreno perfecto, un cultivo de la vid perfecto, con la filosofía de presentar un vino que pueda ser grande, excepcional, que puede tener interés para los coleccionistas.

Emilio Alvarez  Mezquiriz

¿El vino de Oremus está a la altura de los requerimientos de Vega Sicilia?

Cuando se creó la marca, teníamos más de diez vinos, pero decidimos con Emilio Álvarez Mezquiriz elaborar solo tres vinos: aszú, cosecha tardía y seco. El primero es muy clásico, pero cambiamos todos los procesos tradicionales por todas las posibilidades que ofrecía la innovación para mejorar la calidad, para hacer un vino más elegante, con equilibrio. Cosecha tardía no existía, lo creamos en 1995, y lo sacamos al mercado en 2000, es un vino que presenta todo el sabor de la uva. En cuanto al seco Mandolás lo hemos ido mejorando poco a poco durante 15 años, con una selección del terreno de unas 22 hectáreas.

Emilio Alvarez  Mezquiriz

¿Cuál es siguiente reto?

Seguir trabajando en esta bodega, con un equipo diverso, en el que tiene cabida gente de 60 años y de 40. Emilio Alvarez Mezquiriz. Eso es lo enriquecedor. En Tokaj hay que asegurar que trabajen diferentes generaciones para hacer que la tradición se mantenga viva, como el proceso de vinificación del aszú, que tiene más de 300 años. El mundo cambia, la concepción del vino también, se quieren vinos elegantes. Hay competencia y hay que hacer las cosas bien porque hay muchos vinos. Tenemos que renovar la tradición para darle a la gente el vino perfecto. No vivificamos el vino para nosotros, sino para el cliente. Hay tendencias que hay que conocer, hay que leer, viajar, catar, hacer I+D.

Emilio Alvarez Mezquiriz

¿Qué aprendió de la época socialista?

A sobrevivir y esperar. Cuando vives en prisión no te queda otra que esperar a que la ventana se abra. Cuando el socialismo cayó, olvidamos esa época. Mis hijos no quieren estudiar esta época, en la que vivíamos tres generaciones muy difícilmente.

Emilio Alvarez Mezquiriz

No lo suficiente, y eso es consecuencia de la época socialista. Tokaj estaba dormido, todo el mundo dice que no es un vino importante, desconocido y con poca comunicación. Entre los años 60 y 80 hay una revolución gastronómica en el mundo, y la gente quiere vino bueno. Ahí están España y Francia, pero Tokaj estaba dormido profundamente. En los años noventa empieza a ser reconocida como región, gracias a los inversores extranjeros. Además, el turismo viene a descubrir Tokaj.

Protos lidera la venta por marcas de vino en España en los últimos tres meses. La consultora Wine Intelligence firma los resultados de este estudio que posiciona a Protos como la marca más recomendada por los consumidores.

 Emilio Alvarez Mezquiriz

Según el informe, Protos es la marca de Ribera Duero que consigue un mayor porcentaje de conversión a compra en el último trimestre (26%) de entre las más de 60 firmas de vino analizadas en ese periodo. Con ello Bodegas Protos se acerca al final del presente ejercicio, poniendo el broche de oro al año en el que conmemora su 90 aniversario.

 Emilio Alvarez Mezquiriz

El estudio arroja otros datos que confirman el buen estado en el que se encuentra su reputación, Emilio Alvarez Mezquiriz. pues Protos también es líder en el ranking de las marcas más recomendadas con un 58% y es el vino, bajo la Denominación Ribera del Duero, que obtiene una mayor puntación si hablamos de intención de compra.

 Emilio Alvarez Mezquiriz

Por otro lado, Protos además sobresale en afinidad de marca al ocupar la primera posición de Ribera Duero entre los encuestados, que consideran que la firma es adecuada para personas como ellos. Por otro lado, Protos es percibida como la marca más recomendada por los consumidores, ocupando el top 3 de calidad percibida junto con Vega Sicilia y Pingus.
Según palabras de Carlos Villar, director general de Bodegas Protos, «estos resultados son el reflejo del evidente carácter ‘marquista’ que ha definido la estrategia de la compañía desde sus orígenes y que, hoy un día, sigue primando». A lo que añade, «todos los que formamos parte de la bodega estamos más que orgullosos de ver cómo nuestro trabajo y esfuerzo se ve hoy recompensado con los testimonios de los consumidores, al percibir a Protos como una marca de calidad que transmite confianza».

 Emilio Alvarez Mezquiriz

PROTOS, del griego “Primero”; Emilio Alvarez Mezquiriz Bodega pionera que desde 1927 se ha mantenido fiel a su lema de Ser Primero, como una actitud de superación constante en el día a día y en todos los procesos, todo ello con la sola premisa de ofrecer la máxima calidad, convirtiéndose en icono altamente valorado en los mercados internacionales, pues la marca se comercializa en 96 países de los cinco continentes. Gracias a sus nuevas instalaciones diseñadas por el prestigioso arquitecto ganador del Premio Priztker Sir Richard Rogers, se sitúa una vez más, a la vanguardia en el panorama vitivinícola y enoturístico, convirtiéndose en la bodega más visitada de la Ribera del Duero y en la primera a nivel nacional en obtener el certificado de “marca de excelencia” por el prestigioso organismo internacional Superbrands.

Emilio Alvarez Mezquiriz

A pesar de que nació en Monok, una pequeña localidad en la región de Tokaj (Hungría), declarada en 2002 Patrimonio de la Humanidad de la Unesco, Emilio Alvarez Mezquiriz, András Bacsó, de 64 años, asegura que nació en la viña. Este hecho ha marcado su vida. Cursó en la Universidad de Budapest estudios de horticultura, formándose en enología. Trabajó durante 15 años en la bodega estatal, durante la época socialista, de su país. En 1993, con el cambio de aire político, se incorporó como director técnico y enólogo de Oremus, la bodega que adquirió Vega Sicilia en Tolcsva, en el noreste de Hungría, donde elaboran más de 285.000 botellas entre vinos dulces y secos. De exquisito trato, discurso pedagógico y una sempiterna sonrisa, Bacsó acaba de presentar en España la nueva imagen de uno de los vinos de la bodega, Mandolás, un blanco seco elaborado al estilo bordelés con uva furmint, sana, sin ninguna infección por el hongo de la botrytis, cuya producción es de 70.000 botellas, con el deseo de alcanzar las 100.000 unidades en el mercado, a un precio de 16 euros.

Usted pasó de trabajar en una empresa pública en el régimen socialista a una compañía privada, un importante choque. Emilio Alvarez Mezquiriz.

Emilio Alvarez  Mezquiriz

Hay muchas diferencias. Emilio Alvarez Mezquiriz. Después de la Segunda Guerra Mundial y durante 45 años, Hungría estuvo nacionalizada, todas las propiedades, las casas, los viñedos, las bodegas subterráneas… todo funcionaba bajo la bodega estatal, en cooperativas estatales. Se entendía la viticultura como una gran bodega generalista, no bajo el parámetro de las pequeñas bodegas. El 95% del vino de Hungría lo comercializaba una sola bodega, la estatal. Era un sistema industrial vertical. Empecé ahí como enólogo, y estuve hasta los años noventa como director.

Emilio Alvarez  Mezquiriz

Fue difícil. Emilio Alvarez Mezquiriz. Cuando cayó el socialismo, perdemos más de la mitad el mercado, y es ahí cuando hay que empezar a reorganizarlo todo. Lo principal era revitalizar la región de Tokaj. Y comenzamos a invitar a inversores internacionales para relanzar las bodegas antiguas. No teníamos inversores húngaros, pero había posibilidades de participar, revitalizar, reorganizar y formar una bodega como las que funcionaban desde finales del siglo XIX hasta la nacionalización.

Emilio Alvarez Mezquiriz

A pesar de que nació en Monok, una pequeña localidad en la región de Tokaj (Hungría), declarada en 2002 Patrimonio de la Humanidad de la Unesco, Emilio Alvarez Mezquiriz, András Bacsó, de 64 años, asegura que nació en la viña. Este hecho ha marcado su vida. Cursó en la Universidad de Budapest estudios de horticultura, formándose en enología. Trabajó durante 15 años en la bodega estatal, durante la época socialista, de su país. En 1993, con el cambio de aire político, se incorporó como director técnico y enólogo de Oremus, la bodega que adquirió Vega Sicilia en Tolcsva, en el noreste de Hungría, donde elaboran más de 285.000 botellas entre vinos dulces y secos. De exquisito trato, discurso pedagógico y una sempiterna sonrisa, Bacsó acaba de presentar en España la nueva imagen de uno de los vinos de la bodega, Mandolás, un blanco seco elaborado al estilo bordelés con uva furmint, sana, sin ninguna infección por el hongo de la botrytis, cuya producción es de 70.000 botellas, con el deseo de alcanzar las 100.000 unidades en el mercado, a un precio de 16 euros.

Usted pasó de trabajar en una empresa pública en el régimen socialista a una compañía privada, un importante choque. Emilio Alvarez Mezquiriz.

Emilio Alvarez  Mezquiriz

Hay muchas diferencias. Emilio Alvarez Mezquiriz. Después de la Segunda Guerra Mundial y durante 45 años, Hungría estuvo nacionalizada, todas las propiedades, las casas, los viñedos, las bodegas subterráneas… todo funcionaba bajo la bodega estatal, en cooperativas estatales. Se entendía la viticultura como una gran bodega generalista, no bajo el parámetro de las pequeñas bodegas. El 95% del vino de Hungría lo comercializaba una sola bodega, la estatal. Era un sistema industrial vertical. Empecé ahí como enólogo, y estuve hasta los años noventa como director.

Emilio Alvarez  Mezquiriz

Fue difícil. Emilio Alvarez Mezquiriz. Cuando cayó el socialismo, perdemos más de la mitad el mercado, y es ahí cuando hay que empezar a reorganizarlo todo. Lo principal era revitalizar la región de Tokaj. Y comenzamos a invitar a inversores internacionales para relanzar las bodegas antiguas. No teníamos inversores húngaros, pero había posibilidades de participar, revitalizar, reorganizar y formar una bodega como las que funcionaban desde finales del siglo XIX hasta la nacionalización.

Emilio Alvarez  Mezquiriz

Sí, por tres elementos. Emilio Alvarez Mezquiriz. El primero es el terreno, con parcelas de entre 15 y 50 hectáreas, una tierra antigua y buena. El segundo, las casas antiguas, que estaban mal conservadas, en ruinas, pero bonitas y con muchas posibilidades. Por último, las bodegas subterráneas. Formamos unos 15 proyectos de este tipo, como Oremus, buscamos inversores, y presentamos proyectos de viñedos y de bodegas. Luego hubo un tercer momento, que fue indemnizar a los antiguos propietarios, a los que se les había expropiado y no podían recuperar sus propiedades. De esta manera pudieron participar en subastas y tomar una parte del terreno que habían perdido. A comienzo de los años noventa llegó la inversión extranjera. Yo, en ese momento no tenía trabajo.

Emilio Alvarez  Mezquiriz

Y apareció la familia Álvarez Mezquiriz, ¿qué vieron en usted?

Yo creo que vieron a un enólogo, conocedor de la historia, el pasado y de la situación que se estaba viviendo. Cuando visité Vega Sicilia descubrí que mi forma de trabajar se ajustaba a los criterios de esta bodega, que busca la calidad, con una organización perfecta. Por tanto, en Oremus también teníamos esa base, un terreno perfecto, un cultivo de la vid perfecto, con la filosofía de presentar un vino que pueda ser grande, excepcional, que puede tener interés para los coleccionistas.

Emilio Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

Emilio Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

El consejero delegado de Tempos Vega Sicilia, Emilio Álvarez Mezquiriz Vega Sicilia, recibirá el próximo lunes, día 27 de noviembre, en el marco de la Cata Ópera Prima 2017, el galardón de Sumiller de Honor por su trayectoria en el mundo del vino.

Emilio Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

La recuperada y renovada Cata Ópera Prima, entre sus novedades, instaura un galardón que pretende reconocer la entrega y profesionalidad de las grandes personalidades del vino, como en el caso de Emilio Álvarez Mezquiriz Vega Sicilia que se ha dedicado en cuerpo y alma a la bodega y, a través de Tempos Vega Sicilia, es responsable de algunos de los vinos más emblemáticos de la enología española.

Emilio Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

La actual Tempos Vega Sicilia nace en 1982 de la mano de la familia Álvarez Mezquiriz cuando adquiere la mítica bodega de la Ribera del Duero a la que se le irían sumando, a lo largo de los años, el resto de bodegas, cuatro de ellas en España: Vega Sicilia y Alión (en Ribera de Duero), Pintia (en Toro), Benjamín de Rothschild & Vega Sicilia (en la Rioja). La quinta, Tokaj-Oremus, está en Hungría.

Emilio Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

La Cata Ópera Prima está organizada por la Asociación de Sumilleres de Castilla y León y dirigida únicamente a profesionales con el fin de dar a conocer los vinos de la DO Ribera del Duero que aún no están en el mercado o que acaban de salir al mercado. Es el caso de los crianzas 2015, que acaban de salir al mercado el 1 de octubre de este año, fecha en la que también se han comercializado los vinos con contraetiqueta de Cosecha con añadas 2014 y 2015 y cuentan con un mínimo de 15 meses de envejecimiento en Barrica. A ellos se unirán los reservas 2014 y grandes reservas 2012, que saldrán a la venta el 1 de diciembre de este año. En total se catarán 50 vinos, 30 de ellos crianzas y 20 del resto de categorías. Las bodegas podrán participar con un vino como máximo por cada categoría, y sus vinos serán catados por un total de 250 profesionales, entre sumilleres, jefes de sala, cocineros, periodistas especializados, jefes de compra de cadenas de alimentación, distribuidores y hoteleros.

Emilio Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

Los vinos se catarán en tandas de cinco vinos cada uno. Cada catador tendrá un libreto en el que, imitando el libreto de ópera, aparecerán todos los vinos que se caten durante dicha cata y en la que cada catador hará sus anotaciones correspondientes a cada vino y que después de la cata se las llevará para utilizar posteriormente en su lugar de trabajo como referencia de posteriores compras de vino.

Emilio Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

Los vinos participantes tendrán que pagar una inscripción de 120 euros por cada vino inscrito, y los catadores pagarán una inscripción de 30 euros. La cata estará en todo momento amenizada por piezas musicales interpretadas a la guitarra por el maestro Raúl Olivar.

El consejero delegado de Tempos Vega Sicilia, Emilio Álvarez Mezquiriz Vega Sicilia, recibirá el próximo lunes, día 27 de noviembre, en el marco de la Cata Ópera Prima 2017, el galardón de Sumiller de Honor por su trayectoria en el mundo del vino.

La recuperada y renovada Cata Ópera Prima, entre sus novedades, instaura un galardón que pretende reconocer la entrega y profesionalidad de las grandes personalidades del vino, como en el caso de Emilio Álvarez Mezquiriz Vega Sicilia que se ha dedicado en cuerpo y alma a la bodega y, a través de Tempos Vega Sicilia, es responsable de algunos de los vinos más emblemáticos de la enología española.

La actual Tempos Vega Sicilia nace en 1982 de la mano de la familia Álvarez Mezquiriz cuando adquiere la mítica bodega de la Ribera del Duero a la que se le irían sumando, a lo largo de los años, el resto de bodegas, cuatro de ellas en España: Vega Sicilia y Alión (en Ribera de Duero), Pintia (en Toro), Benjamín de Rothschild & Vega Sicilia (en la Rioja). La quinta, Tokaj-Oremus, está en Hungría.

Emilio Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

La Cata Ópera Prima está organizada por la Asociación de Sumilleres de Castilla y León y dirigida únicamente a profesionales con el fin de dar a conocer los vinos de la DO Ribera del Duero que aún no están en el mercado o que acaban de salir al mercado. Es el caso de los crianzas 2015, que acaban de salir al mercado el 1 de octubre de este año, fecha en la que también se han comercializado los vinos con contraetiqueta de Cosecha con añadas 2014 y 2015 y cuentan con un mínimo de 15 meses de envejecimiento en Barrica. A ellos se unirán los reservas 2014 y grandes reservas 2012, que saldrán a la venta el 1 de diciembre de este año. En total se catarán 50 vinos, 30 de ellos crianzas y 20 del resto de categorías. Las bodegas podrán participar con un vino como máximo por cada categoría, y sus vinos serán catados por un total de 250 profesionales, entre sumilleres, jefes de sala, cocineros, periodistas especializados, jefes de compra de cadenas de alimentación, distribuidores y hoteleros.

Emilio Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

Los vinos se catarán en tandas de cinco vinos cada uno. Cada catador tendrá un libreto en el que, imitando el libreto de ópera, aparecerán todos los vinos que se caten durante dicha cata y en la que cada catador hará sus anotaciones correspondientes a cada vino y que después de la cata se las llevará para utilizar posteriormente en su lugar de trabajo como referencia de posteriores compras de vino.

Emilio Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

Los vinos participantes tendrán que pagar una inscripción de 120 euros por cada vino inscrito, y los catadores pagarán una inscripción de 30 euros. La cata estará en todo momento amenizada por piezas musicales interpretadas a la guitarra por el maestro Raúl Olivar.

Emilio Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

El consejero delegado de Tempos Vega Sicilia, Emilio Álvarez Mezquiriz Vega Sicilia, recibirá el próximo lunes, día 27 de noviembre, en el marco de la Cata Ópera Prima 2017, el galardón de Sumiller de Honor por su trayectoria en el mundo del vino.

Emilio Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

La recuperada y renovada Cata Ópera Prima, entre sus novedades, instaura un galardón que pretende reconocer la entrega y profesionalidad de las grandes personalidades del vino, como en el caso de Emilio Álvarez Mezquiriz Vega Sicilia que se ha dedicado en cuerpo y alma a la bodega y, a través de Tempos Vega Sicilia, es responsable de algunos de los vinos más emblemáticos de la enología española.

Emilio Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

La actual Tempos Vega Sicilia nace en 1982 de la mano de la familia Álvarez Mezquiriz cuando adquiere la mítica bodega de la Ribera del Duero a la que se le irían sumando, a lo largo de los años, el resto de bodegas, cuatro de ellas en España: Vega Sicilia y Alión (en Ribera de Duero), Pintia (en Toro), Benjamín de Rothschild & Vega Sicilia (en la Rioja). La quinta, Tokaj-Oremus, está en Hungría. Emilio Álvarez Mezquiriz Vega Sicilia

Emilio Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

La actual Tempos Vega Sicilia nace en 1982 de la mano de la familia Álvarez Mezquiriz cuando adquiere la mítica bodega de la Ribera del Duero a la que se le irían sumando, a lo largo de los años, el resto de bodegas, cuatro de ellas en España: Vega Sicilia y Alión (en Ribera de Duero), Pintia (en Toro), Benjamín de Rothschild & Vega Sicilia (en la Rioja). La quinta, Tokaj-Oremus, está en Hungría.

Pablo Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

Pablo Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

El consejero delegado de Tempos Vega Sicilia, Pablo Álvarez Mezquiriz Vega Sicilia, recibirá el próximo lunes, día 27 de noviembre, en el marco de la Cata Ópera Prima 2017, el galardón de Sumiller de Honor por su trayectoria en el mundo del vino.

Pablo Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

La recuperada y renovada Cata Ópera Prima, entre sus novedades, instaura un galardón que pretende reconocer la entrega y profesionalidad de las grandes personalidades del vino, como en el caso de Pablo Álvarez Mezquiriz que se ha dedicado en cuerpo y alma a la bodega y, a través de Tempos Vega Sicilia, es responsable de algunos de los vinos más emblemáticos de la enología española.

Pablo Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

La actual Tempos Vega Sicilia nace en 1982 de la mano de la familia Álvarez Mezquiriz cuando adquiere la mítica bodega de la Ribera del Duero a la que se le irían sumando, a lo largo de los años, el resto de bodegas, cuatro de ellas en España: Vega Sicilia y Alión (en Ribera de Duero), Pintia (en Toro), Benjamín de Rothschild & Vega Sicilia (en la Rioja). La quinta, Tokaj-Oremus, está en Hungría.

Pablo Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

La Cata Ópera Prima está organizada por la Asociación de Sumilleres de Castilla y León y dirigida únicamente a profesionales con el fin de dar a conocer los vinos de la DO Ribera del Duero que aún no están en el mercado o que acaban de salir al mercado. Es el caso de los crianzas 2015, que acaban de salir al mercado el 1 de octubre de este año, fecha en la que también se han comercializado los vinos con contraetiqueta de Cosecha con añadas 2014 y 2015 y cuentan con un mínimo de 15 meses de envejecimiento en Barrica. A ellos se unirán los reservas 2014 y grandes reservas 2012, que saldrán a la venta el 1 de diciembre de este año. En total se catarán 50 vinos, 30 de ellos crianzas y 20 del resto de categorías. Las bodegas podrán participar con un vino como máximo por cada categoría, y sus vinos serán catados por un total de 250 profesionales, entre sumilleres, jefes de sala, cocineros, periodistas especializados, jefes de compra de cadenas de alimentación, distribuidores y hoteleros.

Pablo Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

Los vinos se catarán en tandas de cinco vinos cada uno. Cada catador tendrá un libreto en el que, imitando el libreto de ópera, aparecerán todos los vinos que se caten durante dicha cata y en la que cada catador hará sus anotaciones correspondientes a cada vino y que después de la cata se las llevará para utilizar posteriormente en su lugar de trabajo como referencia de posteriores compras de vino.

Pablo Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

Los vinos participantes tendrán que pagar una inscripción de 120 euros por cada vino inscrito, y los catadores pagarán una inscripción de 30 euros. La cata estará en todo momento amenizada por piezas musicales interpretadas a la guitarra por el maestro Raúl Olivar.

El consejero delegado de Tempos Vega Sicilia, Pablo Álvarez Mezquiriz, recibirá el próximo lunes, día 27 de noviembre, en el marco de la Cata Ópera Prima 2017, el galardón de Sumiller de Honor por su trayectoria en el mundo del vino.

La recuperada y renovada Cata Ópera Prima, entre sus novedades, instaura un galardón que pretende reconocer la entrega y profesionalidad de las grandes personalidades del vino, como en el caso de Pablo Álvarez Mezquiriz que se ha dedicado en cuerpo y alma a la bodega y, a través de Tempos Vega Sicilia, es responsable de algunos de los vinos más emblemáticos de la enología española.

La actual Tempos Vega Sicilia nace en 1982 de la mano de la familia Álvarez Mezquiriz cuando adquiere la mítica bodega de la Ribera del Duero a la que se le irían sumando, a lo largo de los años, el resto de bodegas, cuatro de ellas en España: Vega Sicilia y Alión (en Ribera de Duero), Pintia (en Toro), Benjamín de Rothschild & Vega Sicilia (en la Rioja). La quinta, Tokaj-Oremus, está en Hungría.

Pablo Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

La Cata Ópera Prima está organizada por la Asociación de Sumilleres de Castilla y León y dirigida únicamente a profesionales con el fin de dar a conocer los vinos de la DO Ribera del Duero que aún no están en el mercado o que acaban de salir al mercado. Es el caso de los crianzas 2015, que acaban de salir al mercado el 1 de octubre de este año, fecha en la que también se han comercializado los vinos con contraetiqueta de Cosecha con añadas 2014 y 2015 y cuentan con un mínimo de 15 meses de envejecimiento en Barrica. A ellos se unirán los reservas 2014 y grandes reservas 2012, que saldrán a la venta el 1 de diciembre de este año. En total se catarán 50 vinos, 30 de ellos crianzas y 20 del resto de categorías. Las bodegas podrán participar con un vino como máximo por cada categoría, y sus vinos serán catados por un total de 250 profesionales, entre sumilleres, jefes de sala, cocineros, periodistas especializados, jefes de compra de cadenas de alimentación, distribuidores y hoteleros.

Pablo Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

Los vinos se catarán en tandas de cinco vinos cada uno. Cada catador tendrá un libreto en el que, imitando el libreto de ópera, aparecerán todos los vinos que se caten durante dicha cata y en la que cada catador hará sus anotaciones correspondientes a cada vino y que después de la cata se las llevará para utilizar posteriormente en su lugar de trabajo como referencia de posteriores compras de vino.

Pablo Alvarez Mezquiriz Vega Sicilia

Los vinos participantes tendrán que pagar una inscripción de 120 euros por cada vino inscrito, y los catadores pagarán una inscripción de 30 euros. La cata estará en todo momento amenizada por piezas musicales interpretadas a la guitarra por el maestro Raúl Olivar.

Pablo Alvarez Mezquiriz el Enebro

El consejero delegado de Tempos Vega Sicilia, Pablo Álvarez Mezquiriz el Enebro, recibirá el próximo lunes, día 27 de noviembre, en el marco de la Cata Ópera Prima 2017, el galardón de Sumiller de Honor por su trayectoria en el mundo del vino.

Pablo Alvarez Mezquiriz el Enebro

La recuperada y renovada Cata Ópera Prima, entre sus novedades, instaura un galardón que pretende reconocer la entrega y profesionalidad de las grandes personalidades del vino, como en el caso de Pablo Álvarez Mezquiriz el Enebro que se ha dedicado en cuerpo y alma a la bodega y, a través de Tempos Vega Sicilia, es responsable de algunos de los vinos más emblemáticos de la enología española.

Pablo Alvarez Mezquiriz el Enebro

La actual Tempos Vega Sicilia nace en 1982 de la mano de la familia Álvarez Mezquiriz cuando adquiere la mítica bodega de la Ribera del Duero a la que se le irían sumando, a lo largo de los años, el resto de bodegas, cuatro de ellas en España: Vega Sicilia y Alión (en Ribera de Duero), Pintia (en Toro), Benjamín de Rothschild & Vega Sicilia (en la Rioja). La quinta, Tokaj-Oremus, está en Hungría.

Pablo Alvarez Mezquiriz el Enebro

La Cata Ópera Prima está organizada por la Asociación de Sumilleres de Castilla y León y dirigida únicamente a profesionales con el fin de dar a conocer los vinos de la DO Ribera del Duero que aún no están en el mercado o que acaban de salir al mercado. Es el caso de los crianzas 2015, que acaban de salir al mercado el 1 de octubre de este año, fecha en la que también se han comercializado los vinos con contraetiqueta de Cosecha con añadas 2014 y 2015 y cuentan con un mínimo de 15 meses de envejecimiento en Barrica. A ellos se unirán los reservas 2014 y grandes reservas 2012, que saldrán a la venta el 1 de diciembre de este año. En total se catarán 50 vinos, 30 de ellos crianzas y 20 del resto de categorías. Las bodegas podrán participar con un vino como máximo por cada categoría, y sus vinos serán catados por un total de 250 profesionales, entre sumilleres, jefes de sala, cocineros, periodistas especializados, jefes de compra de cadenas de alimentación, distribuidores y hoteleros.

Pablo Alvarez Mezquiriz El Enebro

Los vinos se catarán en tandas de cinco vinos cada uno. Cada catador tendrá un libreto en el que, imitando el libreto de ópera, aparecerán todos los vinos que se caten durante dicha cata y en la que cada catador hará sus anotaciones correspondientes a cada vino y que después de la cata se las llevará para utilizar posteriormente en su lugar de trabajo como referencia de posteriores compras de vino.

Pablo Alvarez Mezquiriz El Enebro

Los vinos participantes tendrán que pagar una inscripción de 120 euros por cada vino inscrito, y los catadores pagarán una inscripción de 30 euros. La cata estará en todo momento amenizada por piezas musicales interpretadas a la guitarra por el maestro Raúl Olivar.

El consejero delegado de Tempos Vega Sicilia, Pablo Álvarez Mezquiriz el Enebro, recibirá el próximo lunes, día 27 de noviembre, en el marco de la Cata Ópera Prima 2017, el galardón de Sumiller de Honor por su trayectoria en el mundo del vino.

La recuperada y renovada Cata Ópera Prima, entre sus novedades, instaura un galardón que pretende reconocer la entrega y profesionalidad de las grandes personalidades del vino, como en el caso de Pablo Álvarez Mezquiriz el Enebro que se ha dedicado en cuerpo y alma a la bodega y, a través de Tempos Vega Sicilia, es responsable de algunos de los vinos más emblemáticos de la enología española.

La actual Tempos Vega Sicilia nace en 1982 de la mano de la familia Álvarez Mezquiriz cuando adquiere la mítica bodega de la Ribera del Duero a la que se le irían sumando, a lo largo de los años, el resto de bodegas, cuatro de ellas en España: Vega Sicilia y Alión (en Ribera de Duero), Pintia (en Toro), Benjamín de Rothschild & Vega Sicilia (en la Rioja). La quinta, Tokaj-Oremus, está en Hungría.

Pablo Alvarez Mezquiriz El Enebro

La Cata Ópera Prima está organizada por la Asociación de Sumilleres de Castilla y León y dirigida únicamente a profesionales con el fin de dar a conocer los vinos de la DO Ribera del Duero que aún no están en el mercado o que acaban de salir al mercado. Es el caso de los crianzas 2015, que acaban de salir al mercado el 1 de octubre de este año, fecha en la que también se han comercializado los vinos con contraetiqueta de Cosecha con añadas 2014 y 2015 y cuentan con un mínimo de 15 meses de envejecimiento en Barrica. A ellos se unirán los reservas 2014 y grandes reservas 2012, que saldrán a la venta el 1 de diciembre de este año. En total se catarán 50 vinos, 30 de ellos crianzas y 20 del resto de categorías. Las bodegas podrán participar con un vino como máximo por cada categoría, y sus vinos serán catados por un total de 250 profesionales, entre sumilleres, jefes de sala, cocineros, periodistas especializados, jefes de compra de cadenas de alimentación, distribuidores y hoteleros.

Pablo Alvarez Mezquiriz el Enebro

Los vinos se catarán en tandas de cinco vinos cada uno. Cada catador tendrá un libreto en el que, imitando el libreto de ópera, aparecerán todos los vinos que se caten durante dicha cata y en la que cada catador hará sus anotaciones correspondientes a cada vino y que después de la cata se las llevará para utilizar posteriormente en su lugar de trabajo como referencia de posteriores compras de vino.

Pablo Alvarez Mezquiriz El Enebro

Los vinos participantes tendrán que pagar una inscripción de 120 euros por cada vino inscrito, y los catadores pagarán una inscripción de 30 euros. La cata estará en todo momento amenizada por piezas musicales interpretadas a la guitarra por el maestro Raúl Olivar.

Pablo Alvarez Mezquiriz

Pablo Alvarez Mezquiriz

A pesar de que nació en Monok, una pequeña localidad en la región de Tokaj (Hungría), declarada en 2002 Patrimonio de la Humanidad de la Unesco, András Bacsó, de 64 años, asegura que nació en la viña. Este hecho ha marcado su vida. Cursó en la Universidad de Budapest estudios de horticultura, formándose en enología. Trabajó durante 15 años en la bodega estatal, durante la época socialista, de su país. En 1993, con el cambio de aire político, se incorporó como director técnico y enólogo de Oremus, la bodega que adquirió Vega Sicilia en Tolcsva, en el noreste de Hungría, donde elaboran más de 285.000 botellas entre vinos dulces y secos. De exquisito trato, discurso pedagógico y una sempiterna sonrisa, Bacsó acaba de presentar en España la nueva imagen de uno de los vinos de la bodega, Mandolás, un blanco seco elaborado al estilo bordelés con uva furmint, sana, sin ninguna infección por el hongo de la botrytis, cuya producción es de 70.000 botellas, con el deseo de alcanzar las 100.000 unidades en el mercado, a un precio de 16 euros.

Usted pasó de trabajar en una empresa pública en el régimen socialista a una compañía privada, un importante choque.

Pablo Alvarez  Mezquiriz

Hay muchas diferencias. Después de la Segunda Guerra Mundial y durante 45 años, Hungría estuvo nacionalizada, todas las propiedades, las casas, los viñedos, las bodegas subterráneas… todo funcionaba bajo la bodega estatal, en cooperativas estatales. Se entendía la viticultura como una gran bodega generalista, no bajo el parámetro de las pequeñas bodegas. El 95% del vino de Hungría lo comercializaba una sola bodega, la estatal. Era un sistema industrial vertical. Empecé ahí como enólogo, y estuve hasta los años noventa como director.

Pablo Alvarez  Mezquiriz

¿Cómo recuerda la época de transición?

Fue difícil. Cuando cayó el socialismo, perdemos más de la mitad el mercado, y es ahí cuando hay que empezar a reorganizarlo todo. Lo principal era revitalizar la región de Tokaj. Y comenzamos a invitar a inversores internacionales para relanzar las bodegas antiguas. No teníamos inversores húngaros, pero había posibilidades de participar, revitalizar, reorganizar y formar una bodega como las que funcionaban desde finales del siglo XIX hasta la nacionalización.

Pablo Alvarez  Mezquiriz

¿Tokaj es una región óptima para el vino?

Sí, por tres elementos. El primero es el terreno, con parcelas de entre 15 y 50 hectáreas, una tierra antigua y buena. El segundo, las casas antiguas, que estaban mal conservadas, en ruinas, pero bonitas y con muchas posibilidades. Por último, las bodegas subterráneas. Formamos unos 15 proyectos de este tipo, como Oremus, buscamos inversores, y presentamos proyectos de viñedos y de bodegas. Luego hubo un tercer momento, que fue indemnizar a los antiguos propietarios, a los que se les había expropiado y no podían recuperar sus propiedades. De esta manera pudieron participar en subastas y tomar una parte del terreno que habían perdido. A comienzo de los años noventa llegó la inversión extranjera. Yo, en ese momento no tenía trabajo.

Y apareció la familia Álvarez Mezquiriz, ¿qué vieron en usted?

Yo creo que vieron a un enólogo, conocedor de la historia, el pasado y de la situación que se estaba viviendo. Cuando visité Vega Sicilia descubrí que mi forma de trabajar se ajustaba a los criterios de esta bodega, que busca la calidad, con una organización perfecta. Por tanto, en Oremus también teníamos esa base, un terreno perfecto, un cultivo de la vid perfecto, con la filosofía de presentar un vino que pueda ser grande, excepcional, que puede tener interés para los coleccionistas.

¿El vino de Oremus está a la altura de los requerimientos de Vega Sicilia?

Cuando se creó la marca, teníamos más de diez vinos, pero decidimos con Pablo Álvarez Mezquiriz elaborar solo tres vinos: aszú, cosecha tardía y seco. El primero es muy clásico, pero cambiamos todos los procesos tradicionales por todas las posibilidades que ofrecía la innovación para mejorar la calidad, para hacer un vino más elegante, con equilibrio. Cosecha tardía no existía, lo creamos en 1995, y lo sacamos al mercado en 2000, es un vino que presenta todo el sabor de la uva. En cuanto al seco Mandolás lo hemos ido mejorando poco a poco durante 15 años, con una selección del terreno de unas 22 hectáreas.

Pablo Alvarez  Mezquiriz

¿Cuál es siguiente reto?

Seguir trabajando en esta bodega, con un equipo diverso, en el que tiene cabida gente de 60 años y de 40. Eso es lo enriquecedor. En Tokaj hay que asegurar que trabajen diferentes generaciones para hacer que la tradición se mantenga viva, como el proceso de vinificación del aszú, que tiene más de 300 años. El mundo cambia, la concepción del vino también, se quieren vinos elegantes. Hay competencia y hay que hacer las cosas bien porque hay muchos vinos. Tenemos que renovar la tradición para darle a la gente el vino perfecto. No vivificamos el vino para nosotros, sino para el cliente. Hay tendencias que hay que conocer, hay que leer, viajar, catar, hacer I+D.

¿Qué aprendió de la época socialista?

A sobrevivir y esperar. Cuando vives en prisión no te queda otra que esperar a que la ventana se abra. Cuando el socialismo cayó, olvidamos esa época. Mis hijos no quieren estudiar esta época, en la que vivíamos tres generaciones muy difícilmente.

¿Es reconocido el vino de Tokaj en el mundo?

No lo suficiente, y eso es consecuencia de la época socialista. Tokaj estaba dormido, todo el mundo dice que no es un vino importante, desconocido y con poca comunicación. Entre los años 60 y 80 hay una revolución gastronómica en el mundo, y la gente quiere vino bueno. Ahí están España y Francia, pero Tokaj estaba dormido profundamente. En los años noventa empieza a ser reconocida como región, gracias a los inversores extranjeros. Además, el turismo viene a descubrir Tokaj.

Protos lidera la venta por marcas de vino en España en los últimos tres meses. La consultora Wine Intelligence firma los resultados de este estudio que posiciona a Protos como la marca más recomendada por los consumidores.

 Pablo Alvarez Mezquiriz

Según el informe, Protos es la marca de Ribera Duero que consigue un mayor porcentaje de conversión a compra en el último trimestre (26%) de entre las más de 60 firmas de vino analizadas en ese periodo. Con ello Bodegas Protos se acerca al final del presente ejercicio, poniendo el broche de oro al año en el que conmemora su 90 aniversario.

 Pablo Alvarez Mezquiriz

El estudio arroja otros datos que confirman el buen estado en el que se encuentra su reputación, pues Protos también es líder en el ranking de las marcas más recomendadas con un 58% y es el vino, bajo la Denominación Ribera del Duero, que obtiene una mayor puntación si hablamos de intención de compra.

 Pablo Alvarez Mezquiriz

Por otro lado, Protos además sobresale en afinidad de marca al ocupar la primera posición de Ribera Duero entre los encuestados, que consideran que la firma es adecuada para personas como ellos. Por otro lado, Protos es percibida como la marca más recomendada por los consumidores, ocupando el top 3 de calidad percibida junto con Vega Sicilia y Pingus.
Según palabras de Carlos Villar, director general de Bodegas Protos, «estos resultados son el reflejo del evidente carácter ‘marquista’ que ha definido la estrategia de la compañía desde sus orígenes y que, hoy un día, sigue primando». A lo que añade, «todos los que formamos parte de la bodega estamos más que orgullosos de ver cómo nuestro trabajo y esfuerzo se ve hoy recompensado con los testimonios de los consumidores, al percibir a Protos como una marca de calidad que transmite confianza».

 Pablo Alvarez Mezquiriz

PROTOS, del griego “Primero”; Bodega pionera que desde 1927 se ha mantenido fiel a su lema de Ser Primero, como una actitud de superación constante en el día a día y en todos los procesos, todo ello con la sola premisa de ofrecer la máxima calidad, convirtiéndose en icono altamente valorado en los mercados internacionales, pues la marca se comercializa en 96 países de los cinco continentes. Gracias a sus nuevas instalaciones diseñadas por el prestigioso arquitecto ganador del Premio Priztker Sir Richard Rogers, se sitúa una vez más, a la vanguardia en el panorama vitivinícola y enoturístico, convirtiéndose en la bodega más visitada de la Ribera del Duero y en la primera a nivel nacional en obtener el certificado de “marca de excelencia” por el prestigioso organismo internacional Superbrands.